Los congresistas del Partido de la Unidad demostraron su inconformidad frente al decreto que prorroga la prohibición del porte de armas para 2019 firmado por el Presidente Iván Duque, pero que a su vez faculta al Ministerio de la Defensa para otorgar permisos especiales.

La representante a la Cámara Martha Villalba señaló que el decreto deja dudas que deben ser aclaradas por el Presidente de la República: “Este decreto cierra un manto de dudas. El presidente debe aclarar aún más la finalidad de esta decisión. Compartimos que el derecho a la vida es un derecho fundamental y es el Estado, no la sociedad civil, quien debe garantizar la protección de la misma como hasta ahora se ha hecho”.

Igualmente, el Representante Alfredo Deluque dijo que se corre riesgo al permitir el porte de armas en casos especiales: “Estoy de acuerdo con la medida del Presidente de restringir el porte de armas de fuego, quien de verdad las necesite que lo justifique y seguro se las dan, pero si las armas legales de suman a las ilegales eso solo tendrá un solo final: más civiles muertos en las calles”.

Por su parte el Senador Armando Benedetti fue más certero al afirmar que el país no está preparado para una medida de este tipo: “Esta es una sociedad violenta que busca excusa para matarse en fútbol, en bares, etc, como para que se autorice más armas en ‘casos especiales’”.

Frente a la polémica, el Senador y miembro de la comisión de paz del Senado, Roy Barreras, indicó que “Flexibilizar el porte de armas es flexibilizar las posibilidades de que un ser humano mate a otro ser humano”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *